“Noble gesto por la Paz. Version 2.” por Enrique Germán Martínez marino poeta

Déjame rezar la valiente e inolvidable  letanía,

 de Euskal Herria y Navarra condenando la violencia,

un conflicto que fue obra de soberbia,

 corazones pacifistas con nobleza resistían.

 

Fuimos víctimas y parte responsable en ese día,

sociedad éramos todos, cuantos luchan o claudican,

quienes quieren que la historia santifique,

aunque ríos de lágrimas y sangre así consigan.

 

La violencia ya no senda de conquista,

valles y colinas son costosos en miserias

y semillas de venganza o más guerra,

aunque épicas de gloria, al coraje se escriban.

Cinco lustros de Gestos por la Paz no morirían,

sin crear una conciencia popular que nos contiene,

instituciones, mentes y las vidas compromete,

a pacíficas opciones que el paso radical desconocía.

 

Epílogo

 

El eco de las armas reverbera,

la memoria de los muertos aún suspira,

los derechos humanos son demandas,

 y en culturas solidarias son justicia.

Toda forma de violencia es indebida

si fuera hija de una idea es satrapía

Las palabras que critican son derechos

De inmanente libertad hoy merecida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s