“Canta y reza”por Enrique Germán Martínez marino poeta

Canta y reza
Por Enrique Germán Martínez Marino poeta

Canta y reza
Mar del plata aún espera
vivando a la Patria,
y a marinos de veras
cantándoles himnos,
con fe y entereza
flameando banderas
de Patria pureza,
a los cuarenta y cuatro
heroicos de veras.
Al mar se hicieron
cumpliendo promesas,
servir a la Patria
allí donde fuera,
sin ver hacia atrás
si era orden ilesa,
igual que el ayer
o el día que fuera.
Las almas escapan
del pecho hacia afuera,
queriendo abrazar
a sus hijos de vuelta,
buscando olvidar,
sus horas de penas.


El noble acero
es robusto y seguro,
Es nido sin grietas
que el mar aun respeta,
Implacable y furioso
con olas inmensas,
su fuerza siniestra
golpeaba sin mella.
Al viento se suma
la eterna sorpresa,
que acecha al marino
con fallas diversas.
Tesón opusieron
con ardua sapiencia
respetando las fuerzas
de la naturaleza,
reparando entrañas
de hierro ya viejas,
es cuánto empeñan
mezquinas ideas.
Valiente marinos
cantan y navegan
También vuelan
y sueñan
con que vivaquean,
y en ellos descansa
la Patria defensa.


En sus manos, su fuerza,
en su amor y entereza!
Los cuarenta y cuatro
de ello son muestra,
de gran corazón
y de íntegra entrega.
Ejemplos de Dios
para quienes gobiernan
su Bien Superior
es la tierra que alberga
a cada argentino
aunque no agradeciera.
Así vuelvan tenaces
en su arma silente,
o bajen marchando
de un cielo Celeste,
Cantando con voz
cristalina inocente
serán a esta patria
su gloria por siempre.

“Marinos de ley”por Enrique Germán Martínez marino poeta

Marinos de ley
Por Enrique Germán Martínez

San Juan te has ido
ya siete semanas,
no estás escondido
lo se ,tú no engañas,
estarás a la vista
de playas lejanas,
o en aguas secretas,
probando tus armas.

El destino dirá
a su tiempo si vuelves
porque amas lo que haces
o aun mucho más a Ellos ,
familia es tu anclaje
o ambas son ciertas ,
dilema curioso
resolverlo es eterno.

El mar misterioso
Y enorme te oculta,
el silencio ominoso
llegará á todo el mundo,
llevando un sollozo
sentido y profundo
y cantará en siete mares
el bronce impoluto
en que brillan los nombres
de intrépido grupo.

Eran 44 marinos de ley
Entre ellos había sólo una mujer
Y comienza la historia,
Una y otra vez…….

“San Juan en patrulla eterna” por Enrique Germán Martínez marino poeta

San Juan, en patrulla eterna
Por Enrique Germán Martínez Marino poeta

Coloso de acero en patrulla eterna
en plano profundo, silencio de guerra,
la napa esconde tu piel que cobija
valientes marinos que nadie releva.

Estás sumergido en mares de leva
orgullo el escudo al pecho que llevas,
San Juan, submarino en la gloria navegas,
con cuarenta y cuatro que honraron su emblema.

La Patria guardó en su alma una pena
pero inscribió en su memoria un poema,
la épica historia de intrépida entrega,
antes y después, bisagra en la Defensa.

Recuerde la Armada silente diadema,
serán sus custodios un lumen de estrellas,
enormes sus nombres la Patria venera
a quien supo honrar su deber con nobleza.

“Desde el muelle del San Juan”por Enrique Germán Martínez marino poeta

Desde el muelle del San Juan

Enrique Germán Martínez marino poeta

Que pasa que no regresa el
el submarino de mis amigos?
San Juan lo llaman ellos,
habrán errado el camino?
Habrán mirado el sendero,
la foresta y lo que hay en el piso?
recordarán los olores,
de los sitios que a su paso han visto?
Estoy seguro que Eliana
sabía bien el camino,
aunque se que su olfato
está muy lejos de ser el mío.
También el comandante,
serio y bueno conmigo
y seguro el señor segundo,
que es el dueño del submarino.
Yo creo que cada uno
sabría volver solito,
entonces porqué no lo hacen?
muchas siestas en el camino?
Entre risas me confesaron
que cuando juegan escondidas
aspiran grande aquí arriba
y se acuestan abajo en el piso,
cuando todo se tranquiliza
soplan aire no sé dónde
y emergen con sigilo.
No me voy a preocupar,
son marinos argentinos,
saben todo y cómo arreglar
las cosas rotas en el camino.
Mañana llegarán
cuando el sol recaliente el piso
y la sombra de mi hocico
esté justo debajo mío.
Y al verlo asomar el morro
en el diente de submarinos,
me arrojaré al agua
en pleno ambiente festivo.
Mientras la banda toca compases,
nadaré hasta ellos furtivo,
me sacudiré ante el comandante
y al segundo le dedicaré ladridos.
Todos palmearán mi lomo
yo les haré gruñidos.
A Eliana lameré las manos,
mi gesto ancestral instintivo,
es el pacto entre humano y perro
que voluntariamente lo hace sumiso.

“Los 44, marchemos juntos a la gloria”por Enrique Germán Martínez marino poeta

Los 44, marchemos juntos a la gloria
Por Enrique Germán Martínez marino poeta

Música Guillermo Wehmann

Cuarenta y cuatro intrépidos jalonan
el sereno azul salino de los mares,
gloria eterna peregrina los corona,
y laurea sus memorias inmortales.

En un destello se unieron sus destinos
y bramaron al unísono verdades,
son devotos de un valiente sentimiento,
de la Patria hoy custodian heredades.

Han surcado el mar bravío a contraviento
y resplandecen en los fondos abisales,
han cantado en albas puras sus verdades
y a los vientos le han rogado predicarles.

Ellos ven a nuestra Patria desde lo alto
y conocen la riqueza que le expolian,
es la hora de inflexión en nuestra historia
y de armarse sin pudor en su custodia.

Devolvamos a los hijos la esperanza
a un futuro de grandeza manifiesta,
es derecho inmanente a ultranza
que nos obliga a levantar nuevas banderas.

Argentinos, en la gloria nos esperan
volvamos nuestros ojos hacia el cielo,
Inhumemos el pasado que nos frena
y marchemos con valor junto con ellos.

“Rindiendo tributo” Por Enrique Germán Martínez marino poeta

“Rindiendo tributo”
Por Enrique Germán Martínez marino poeta
Sobre una idea de Zulema Imposti

Sus nombres eternos
la mar atesora
e indelebles decoran
sus hitos inmensos.
Navegan por siempre
con rumbo a la gloria
son hijos valientes
44 nos honran
patrullan los mares
y las heredades.
No habrá recaladas
en puertos, ni costas,
ni amarras a tierra
qué aferren memorias,
serán en la historia
un bronce sin mancha
Un pueblo adeuda
y sus ojos agacha
rindiendo tributo
a sus almas abraza

WhatsApp Image 2019-12-04 at 16.24.00

“Amor Silente” Por Enrique Germán Martínez marino poeta

Amor Silente
Por Enrique Germán Martínez
Dedicado al Comandante, Plana Mayor y dotación del submarino ARA San Juan, gallardos e hidalgos caballeros silente

as as2

El negro caballero era silente,
en las aguas quietas y en rompientes,
al galope sin sonido cavitante,
o crepitante como estelas de bajeles.
Era el trote de este Oscuro Caballero
un siseo sibilino inquietante,
y cuando echado en el fondo se dormía
al sonar y sonoboyas burlaría.

La dama que las velas coronaban,
al otro lado del mundo había nacido,
para un destino por demás ni parecido
que de áreas de patrulla la alejaban.

EL día que el caballero resilente
vio en su prisma de ataque a la dama,
blanca ella como herencia de navíos
que en la historia naval habían cumplido,
la instrucción en un tiempo ya pasado .

Sus apéndices entonces contrariaron
la consigna permanente que regía
y se irguieron orgullosos e imprudentes
seduciendo a la dama que sabía,
en su alma que en común ella tenía,
algo sincero con el Oscuro Caballero.
Y es que ambos eran olas de resaca
nacidos de un mismo y gran siroco,
y sea por supervivencia o vanidades
el silencio era un rito en su entorno

El caballero cuál se dijo era silente,
y la dama con sus velas desplegadas
era hermosa silenciosa y refulgente
como el planeo de un petrel indiferente
o la gracia de ballenas y delfines
que amaban de la dama la blancura
y el silencio de su vientre y su tersura
Así fue que comenzó el amor silente
entre el Negro Caballero Resilente
y la Blanca Dama Refulgente .

WhatsApp Image 2019-12-04 at 16.31.39

“San Juan navega” Por Enrique Germán Martínez Marino poeta

Léanlo con la intención de quien reza

San Juan navega

Por Enrique Germán Martínez

 

San Juan navega

regresa a casa,

no te detengas,

todos te aguardan,

con un abrazo

y felices lágrimas.

Eres silente

y te has escondido,

entre la espuma,

del mar bravío,

que has esquivado,

ya sumergido,

o en otro plano,

para suspiros,

de tu snorkel

que lleva el frío,

de superficie,

a tu interno nido.

¡A inmersión!

hay mar arbolado ,

emergeremos

en nuestro faro ,

Punta Mogotes

nunca ha mentido,

es nuestra casa

allí vivimos.

Aguarden todos,

vamos cantando

viejas canciones,

casi llegamos…

en el horizonte,

ya nos han visto?

WhatsApp Image 2019-12-04 at 16.28.36